sobre una vida plena

sobre una vida plena

el martes por la mañana pensaba en cómo estaba siendo mi vida últimamente, en cómo, a pesar de las varias cosas que podrían ir mejor, me sentía más a gusto con ella, más cómoda, como si encajáramos la una con la otra. durante mucho, mucho tiempo no me ha gustado nada mi vida, deseaba tener otra, otra muy diferente, y parece que en el proceso que empecé hace unos años cuando dejé el trabajo, cuando enfermé, progresivamente me he ido conciliando con ella, aceptando poco a poco lo que no me gustaba, cambiando lo que podía cambiar y viendo también las muchas cosas positivas que había traído consigo lo que no me gustaba. aunque sé que es un camino largo, lleno de curvas y de desniveles, siento cómo, por fin, estoy cómoda viviendo mi vida, abrazando sus luces pero también sus sombras, y me siento muy satisfecha por ello, para mí es un gran logro.

en una conversación con mi madre hablábamos que muchas veces (la mayoría de ellas, en realidad) no sabemos de qué nos sirven las experiencias difíciles que vivimos o dónde nos llevan, que esto solo lo vemos con el tiempo. le comentaba que (ahora) estoy agradecida a mi enfermedad porque me ha ido llevando a una alimentación totalmente diferente, una que siento más saludable y armónica conmigo. y por supuesto que me gustaría no haberme puesto enferma en primer lugar o no tener que hacer tratamientos agresivos y  tomar medicamentos potentes, pero no todo es malo. gracias a la enfermedad he hecho una larga pausa forzada que me ha llevado a reconectar conmigo misma porque estaba muy perdida y no era siquiera consciente de ello; gracias a la enfermedad he descubierto una alimentación diferente; gracias a la enfermedad me conozco mucho mejor; gracias a la enfermedad me cuido más; gracias a la enfermedad soy capaz de poner límites; gracias a la enfermedad… muchas cosas. 

conforme hablábamos, yo misma pensaba que qué bien verlo así y que ojalá sea capaz de vivir todo lo que me ocurra desde este lugar, desde esta paz interior y aceptación porque, una vida plena es esto, no? es la decisión consciente a cada momento de abrazar lo bueno y lo malo y de encontrar la belleza en todo.
y, sin embargo, el martes por la tarde supe que una amiga muy querida acababa de perder a su bebé a una semana de verlo nacer y se me vino el mundo abajo. no logro entender por qué pasan ciertas cosas, por qué la gente tiene que experimentar tanto dolor, por qué hay que vivir situaciones así de duras… no lo entiendo, de veras que no lo entiendo. y lo siento en el alma por ella y por su pareja, y por el bebé que no podrá disfrutar de la madre increíble y maravillosa que tiene… desde que me enteré el martes me muevo entre la tristeza, el dolor por ella y por su pérdida, la sensación de injusticia e impotencia y la total incomprensión. supongo que aprender a abrazar lo bueno y lo malo a cada momento es un proceso largo, seguramente uno que lleve toda la vida, y lo único que se me ocurre que podemos hacer mientras lo aprendemos es estar bien cerca de quien lo necesite cuando ocurre lo malo. 



probablemente no vuelva a aparecer por aquí hasta mediados de septiembre. mi idea es dedicar agosto a acabar un proyecto pequeño en el que estoy trabajando desde hace unos meses y que quiero presentar en octubre, a hacer un par de formaciones que tengo pendientes, además de los 2 cursos de fotografía de hello!creatividad que me regalé 🙂 a finales de agosto nos iremos unos días con rícard a Menorca y volveremos con muchas ganas de afrontar el nuevo curso y todo lo que conlleva (lo sé porque las ganas las tengo ahora ya :)). estaré activa en instagram y en facebook y, de todos modos, me reservo el derecho a cambiar de opinión y a escribir antes de lo dicho, que yo soy mucho de hacer planes y la vida es mucho de cambiármelos 🙂

por si cumplo con lo que he dicho… deseo que pases un feliz verano, que puedas encontrar el tiempo para hacer lo que necesites y te apetezca, que rías mucho, que sueltes el control, que andes descalza, que te reencuentres, que te maravilles… que disfrutes.

pd. sobre las transiciones y los cambios & sobre el cuidarse (porque el verano es muy buen momento para cuidarse :))

0 Comment

  • Hoy leyendo tu post, me he quedado con.."que puedas encontrar el tiempo para hacer lo que necesites y te apetezca, que rías mucho, que sueltes el control, que andes descalza, que te reencuentres, que te maravilles… que disfrutes". ¡Que tengas tu también un feliz verano!
  • Lo de tu amiga es una putada con letras mayúsculas que no tiene explicación, ese dolor es inmenso y aunque hay que darse tiempo para llorar y asumir lo sucedido luego hay que continuar, tirar hacia delante porque la vida continua.
    Feliz verano y que disfrutes de estos días.
  • Profundas reflexiones que nos ayudan a todos Ana. Gracias de nuevo.
    Siento muchísimo lo ocurrido a tu amiga, una mujer, que ha experimentado crear una vida y ahora arrebatada...
    Un beso enorme y disfruta del descanso..
  • es un buen párrafo con el que quedarse :) disfruta mucho del verano, Mª del Mar! un beso ***
  • gracias María, sí que lo es pero es una persona con una fortaleza y entereza de admirar, lo sobrellevará seguro :) feliz verano a ti también, que disfrutes mucho!
  • gracias Débora. un beso muy grande a ti también y que pases un feliz verano ***
  • Las pruebas tan dolorosas como la que ha sufrido tu amiga son inexplicables humanamente. Yo soy madre y me pongo en su lugar... Un lugar de pura desolación. Yo también me pregunto... y no hallo respuestas. No las hay, en el fondo. La fe, la filosofía, el temple... Todas pueden ser tu respuesta o no serlo. O la mezcla de todas. O nada. Pasar por ello como se puede y ser consciente de que todo es negro hasta que un día, tampoco tienes claro por qué, sientes que esa negrura de tu espíritu ya no lo es tanto. El amor de los otros te acompaña, a unos les vale de más, a otros de menos... El ser humano es, para mí, el gran solitario. En el centro de su yo más profundo, hay una parte que por nadie puede ser comprendida ni sostenida, en mi percepción..., en mi experiencia.

    Feliz descanso.
  • qué comentario tan bonito, Maria Pilar, a pesar de su crudeza, pero yo también pienso que es así. gracias por compartirlo aquí. un abrazo

Leave a comment